Una colección pensada para mujeres de espíritu libre y aventurero. Esta es la inspiración que marca el diseño de la propuesta de vestidos de novia de Lillian West para 2019. Ambientada en días soleados y al aire libre, esta línea de la firma Justin Alexander, nos propone atuendos volátiles, tejidos muy fluidos, delicados y con un amor declarado por lo sencillo, que se alejan de la ostentosidad y visten una novia serena. Diseños que combinan con una decoración para matrimonio sencillo y sin más pretensiones que traducir el gusto sereno de la pareja y darle forma a ese sueño de vivir una noche cálida y apasionada, llena de frases de amor.

En clave fluidez

Con trazos sencillos y diseños que favorecen el movimiento, Lillian West trae una iniciativa de vestidos de novia 2019 para mujeres tranquilas que quieren un atuendo fresco, sin las reglas de los diseños tradicionales y que dejan atrás las ataduras de los recamados, las decoraciones recargadas y las siluetas estrechas. La firma se decide por las líneas de corte A, que marca la cintura sin darle volumen a la cadera; atuendos sueltos de falda recta, ideales para mujeres que prefieren no dibujar pronunciadamente sus formas, ni llamar la atención sobre su parte inferior y su versión propia del corte sirena con la silueta menos ajustada y más cómoda para complacer a las novias que buscan sensualidad, pero sin alejarse de su ADN ligero, muy en línea de las parejas que eligieron celebrar en medio de una decoración vintage de boda.

Para cada figura

Este catálogo de vestidos de novia está pensado especialmente para mujeres modernas, que quieren arriesgarse usando un atuendo que se aleja de los formalismos y les regala una profunda sensación de libertad. Encontramos vestidos con escote V pensados para mujeres que quieren realzar el busto pequeño y alargar un poco el cuello dando sensación de más estatura; escotes barco en vestidos de novia con manga, que consiguen aumentar el pecho, estrechar la cintura y equilibrando la figura. El escote ilusión también está presente otorgando una recatada sensualidad a la novia.

Los modelos tipo babydoll de línea muy suelta, son una apuesta de la firma para complacer a las novias que quieren expresar toda su feminidad explorando las formas sueltas sin delinear la figura. Perfecta para aquellas novias amantes de la inspiración boho que buscan no llamar la atención sobre su cintura y combinar la línea suelta con un escote V engalanado por encaje de crochet o ganchillo que refina el cuello y alarga la silueta.

Atuendos simulación dos piezas con superior en encaje ilusión, espalda con escote cerradura, para lucir un torso tonificado y falda en chifón (tela liviana), enterizos con short y corpiño cubiertos por una sobrefalda en transparencia de seda para dar dos estilos en uno y vestidos de novia cortos con encaje tupido en la falda y más abierto en la parte superior con escote redondo que destaca el busto y se acopla a cualquier silueta, completan esta magnífica colección.

Transparencias, encajes y detalles a mano

Las materias primas elegidas para darle forma a estos atuendos volátiles son el encaje en diversas formas, tamaños y densidades como el chantilly, la blonda y los guipures que dan vida al cuerpo del vestido, se ubican resaltando adornos en el cuello, creando escotes ilusión o construyendo las mangas; los delicados tejidos de crochet para superiores que juegan con el claroscuro y nos regalan una novia delicada y romántica; y los bordados con diseños orgánicos y florales que cubren fluidos largos de tul o velo de seda, beneficiando siempre la naturalidad de los vestidos de novia sencillos que propone la casa de modas.

Lillian West 2019 es una colección rica en diseño que definitivamente quiere vestir novias libres, modernas y femeninas. Combinado con un peinado de novia igualmente tranquilo dan un estilo tremendamente natural y desenfadado, perfecto para matrimonios al aire libre y para parejas que quieren transmitir en su boda amor por la sencillez.