Los zapatos de novia no solo son un accesorio que completa todo estilismo nupcial, sino que dicen mucho de tu personalidad. Si bien es probable que tu elección entre los vestidos de novia haya correspondido tanto a tu gusto personal, como al tipo de ceremonia y de decoración de matrimonio por la que optaste, en el caso del calzado no es muy distinto y son varios los puntos que debes poner en consideración. Esta pieza, lejos de ocultarse bajo el largo de tu vestido, va a ser uno de los focos en el que se van a fijar tus invitados, por más que quieras que se concentren solo en tu peinado de novia con velo. Teniendo esto en cuenta te explicamos cuáles son los puntos clave que debes tener en cuenta para elegir el calzado y te compartimos un test en el que podrás descubrir qué estilo de zapatos de novia va más contigo.

La comodidad importa

Reza un dicho popular que la moda no incomoda, y para tu día B estas palabras toman más importancia que nunca. Piensa que tu matrimonio será una larga jornada, así que, si no estás acostumbrada a tacones muy altos o tus pies son propensos a vejigas, ¡no tomes riesgos!

Sé tú misma

Si alguien debe sentirse a gusto el día de su matrimonio eres tú misma. Aunque parezca algo obvio, muchas prometidas toman decisiones frente a cómo lucir el día de su boda o estar al día con las tendencias de vestidos de novia 2019, solo por el que dirán, intenta ser fiel a ti misma y llevar una prenda con la que te sientas confiada y empoderada, más no disfrazada.

Invierte a conciencia

La mayoría de los gastos de tu matrimonio corresponden a bienes (materiales o inmateriales) que solo podrás utilizar una vez. Sin embargo, los zapatos son un accesorio al que puedes volver a darle uso. Unos lindos zapatos, que puedas luego combinar con vestidos de noche, son quizás una alternativa que debas tomar en cuenta.

Cuéntanos, ¿qué estilo de zapato de novia van más contigo? Con este punto tachado en la lista puedes concentrarte en otros aspectos, como los peinados de novia. A lo mejor, conociendo mejor tu estilo, será más sencillo tomar las decisiones que restan. Ya pronto llega tu gran día para que des el sí definitivo y puedas lucir, junto a tu futuro esposo, esas argollas de matrimonio en oro que sellan su compromiso. ¡Ánimo!