Elizabeth Carvajal & Alejo Mejía

Así como la forma de tu rostro guía a los estilistas para recomendarte el mejor peinado de novia, ¿sabías que el tono de piel ofrece unas pautas para sugerir el color para el vestido de novia? Del mismo modo, el lugar, la hora y el tema de decoración para matrimonio, influyen en su elección. Incluso, algunas de las telas con las que se confecciona puede dar una variación o matiz al tono del atuendo, ¿qué quiere decir? Que es probable que pienses que ese vestido que aprecias en el catálogo sea totalmente blanco, pero puede ser una derivación de este. De manera que, para ayudarte a elegir el color de tu atuendo nupcial, consultamos expertos en la materia quienes darán sus recomendaciones para su elección de acuerdo con el tono de piel y otros valiosos aspectos.

Morilee | Colet

Tipos de blanco y sus derivaciones

Rosa Caro de Novias and Co comparte que “existe una escala para el color blanco que puede derivarse hacia el negro o hacia el amarillo. Por ejemplo, desde hace un tiempo se ha impuesto el tono ivory en los vestidos de novia, este se encuentra hacia la tendencia del amarillo. Por otro lado, el blanco también tomó una derivación hacia el negro y gris, creando tonos perlados, lo que llevó a las novias a salir del tradicional blanco puro para atreverse a usar otras tonalidades saliendo de la línea de color en los vestidos clásicos".

Hay tantas gamas de blanco que muchas veces se suele confundir. Entre ellos se encuentran: el blanco luminoso, un color puro y brillante; el blanco natural, no es tan brillante como el anterior y se relaciona con los tejidos de fibras naturales; el blanco perlado, direccionado hacia la gama de gris y los tonos plata; blanco hielo, una tonalidad que se aproxima al azul; el ivory, un tono cálido que tiende a dar matices hacia el color amarillo; El beige que da una tonalidad hacia las diferentes gamas del ocre claro o tonos más rosáceos y por último, tonos que emergen para romper con lo tradicional como el blush, una gama muy clara del color rosado o nude que se asemeja al tono de piel, explica Katherine de Dahian Velasquez Bridal Couture.

Allure Bridals | Carlo Pignatelli

Los tonos de piel y los colores del vestido

Los cuatro expertos consultados concuerdan en que, sin importar si se trata de un vestido de novia sencillo o más elaborado, para las novias mestizas, trigueñas o morenas se les recomiendan los colores fríos o blancos para que se genere un contraste como el blanco puro o azulado, indicados por lo destellantes. Las pieles frías, blancas y doradas por su parte deberán usar colores cálidos como puede ser el champagne, beige o las gamas de los ivory o con matiz perla.

Las bases para la elección del color

“Es oportuno conocer el contraste que haya entre el tono de piel, la tela, el horario de la celebración, y los tonos complementarios que usarán para la decoración del salón de matrimonio, la recepción o, incluso, los arreglos florales para boda, pues de acuerdo con ello se elegirá un tono de blanco acorde a la ocasión, desde luego teniendo en cuenta el gusto de la novia”, comenta James Echeverry de Bellísima Casa de Novias. En contraste, Lisbeth Camargo Atelier, insiste en que es indispensable basarse en el tono de la piel de la novia y en su gusto personal, pues no se puede imponer sobre sus deseos, para ello, hay que tratar de encontrar el equilibrio justo entre lo que quiere y el color que mejor le sentará.

Demetrios | Ana Torres

Los colores pueden variar

Los tonos pueden variar de acuerdo con la proyección o movimiento que se le quiera dar al vestido de novia en sus tonalidades, la carta de color que maneje el/la profesional y los materiales utilizados para confeccionarlo, pues es probable que su textura cambie la forma de percibir el color, concuerdan los expertos.

Acertar con el tono deseado

Katherine de Dahian Velasquez Bridal Couture  advierte que la iluminación de las fotografías de un catálogo, por ejemplo, influye en la forma en la que se aprecia el color. Para ser asertiva y exacta en el tono deseado para el vestido, Lisbeth Camargo Atelier se guía por el sistema de identificación de colores Pantone. Por su parte, Rosa Caro de Novias and Co prefiere trabajar con el mismo tipo de tela para mejores resultados. Por eso, es importante contar el apoyo de una asesoría especializada, como expone James Echeverry de Bellísima Casa de Novias, para encontrar los mejores tonos complementarios y por ende el vestido deseado.

Sottero and Midgley | Alma Novia

Ahora que ya conoces más sobre los tipos de color en el vestido de novia y cuáles quedan mejor con los tipos de piel, cuando acudas en la búsqueda de tu atuendo nupcial o revises los catálogos de vestidos de novia, sabrás que algunos aspectos influirán en la manera en cómo ves ese tono reflejado en el diseño, a lo mejor consideras que es el que necesitas, pero al probártelo la percepción cambia. De modo que, antes de enviar las tarjetas de matrimonio, empieza a mirar en las tiendas de vestidos de novia y permítete ser asesorada por los/as expertos/as para que potencien lo mejor de ti. ¡Ah! Y recuerda conversarlo también con el profesional de belleza para que todo sea un conjunto y luzcas armoniosa.