Elizabeth Carvajal & Alejo Mejía

Ustedes querrán que familiares y los amigos más íntimos los acompañen con un papel activo en la boda, y encuentran en el cortejo nupcial la tradición perfecta para llevar a cabo la ceremonia rodeados de su amor. Algún pequeño podría encargarse de llevar las argollas de matrimonio y las arras, una dama de verificar que el vestido de novia está en excelente condición al bajar del carro o que el peinado de novia se conserva tal y como lo dejó el profesional de belleza.

Dependiendo de sus gustos y del tipo de celebración, la corte matrimonial, que siempre está encabezada por los padres de ambos, puede estar compuesta por padrinos y madrinas, damas y caballeros de honor, testigos y pajecitos, todos elegidos entre los dos.

El papel como testigos

Regina Brieva Bodas y Eventos

La función principal de los testigos del matrimonio es dar fe de que ambos novios son libres de casarse, no tienen ningún impedimento y quieren unir sus vidas por decisión propia.

Meses antes de la boda, los nombres de los testigos que deben ser mínimo dos, se presentan junto con los demás requisitos. Si es un matrimonio católico, el sacerdote que oficiará la ceremonia llamará a los testigos para tener una charla con ellos o les solicitará llenar un formulario sencillo contestando preguntas relacionadas con la relación de los futuros contrayentes.

Los testigos firman el acta de matrimonio para darle validez a la unión. Para el matrimonio católico es recomendable consultarlo con el sacerdote que presidirá la ceremonia, dado que algunas parroquias no permiten que los testigos sean familiares cercanos.

Durante el ritual, los testigos deben sentarse en las primeras filas cerca de la pareja, al lado izquierdo los de la novia y al derecho los del novio. Esto facilitará que se acerquen al altar o la mesa de la ceremonia al momento de ser requeridos.

En general, los testigos no tienen un código de vestuario específico para ellos, sino que aplica el de los demás invitados a la boda. Pueden lucir, si los novios lo desean, una pequeña insignia floral en la solapa o en el vestido elegante de fiesta para señalar que hacen parte de la corte.

La madrina

La madre del novio es quien lo acompañará en su camino al altar y esperarán juntos hasta el momento de la marcha nupcial. Es además la indicada para marcar el protocolo, señalar a los músicos cuándo empezar, ayudar a ubicar los pajecitos -si los hay- o verificar que la decoración de iglesia para matrimonio esté donde debería. Asimismo, podrá tener listo los pañuelos para acudir al momento que lleguen las emociones.

Aunque actualmente los protocolos pueden modificarse según sus preferencias y el tipo de ceremonia, si se quiere llevar al estilo tradicional, la madre debe entrar tomada del brazo derecho de su hijo, esperar a la novia de pie y tomar asiento en el lado derecho o en la banca especial de la familia. En los casos en que la madre del novio no pueda estar en la ceremonia, este puede elegir entre sus tías, amigas mayores o incluso si lo prefiere puede ser el padre quien lo acompañe.

Las damas de honor

Aletheia Foto y Video

Esta tradición que viene de la antigua Roma, se remonta a épocas en las que la novia debía viajar hasta la ciudad de su futuro esposo y para proteger su identidad las damas acompañantes se vestían exactamente igual, así la novia se confundiría en el grupo y ninguno podría saber quién era la verdadera novia y lastimarla, secuestrarla o robar su dote.

Actualmente, la tradición de las damas de honor sigue y estas son elegidas por la novia entre sus hermanas, primas o amigas, quienes participan en la ceremonia, la apoyan en todo momento de la organización como acompañar a las pruebas del peinado recogido o revisar que esté todo en orden con la decoración de matrimonio sencillo; apoyan en la ubicación de los invitados en la iglesia y el banquete y en todo lo que el protocolo requiera.

En general, su código de vestuario está definido por la novia, quien elige el color y el modelo del vestido de cóctel largo que deben lucir. Camino al altar van en fila delante de la novia anunciando su llegada. Si en la ceremonia también hay caballeros de honor, el ingreso se hace en parejas con los hombres a la derecha y las mujeres a la izquierda. De la misma manera se ubicarán frente al altar, se sentarán en las bancas dispuestas en la primera fila, pero acompañarán de pie al momento de intercambio de las argollas de matrimonio en oro y declaración de los votos.

Los caballeros de honor o best men

Julian Barreto

Aunque es mucho más popular en Estados Unidos, cada vez más esta figura de best men cobra más fuerza en Latinoamérica. Así como las damas de honor, el objetivo de los caballeros se ha transformado a lo largo de la historia. En épocas pasadas estos señores eran amigos del novio que le ayudaban en la tarea de raptar a la mujer de otra tribu para casarse con ella, labor en la que requería protección.

Hoy en día, los caballeros de honor tienen funciones similares a las de las damas de honor, se encargan de las instrucciones a los invitados, de que el novio siempre se vea apuesto y ayudan a calmar los nervios previos a la ceremonia. Son elegidos entre los hermanos, primos o los amigos del novio. Caminan al altar formando pareja con las damas de honor y se ubican al lado derecho. Igual que con las damas, el traje es elegido por el novio y en general se adorna con un arreglo floral de boda en la solapa.

Damitas y pajecitos

Ximena González

Los niños siempre imprimen entusiasmo y alegría a la ceremonia y, vestidos de manera especial, le dan ese toque de cuento de hadas al camino al altar. Los pajecitos tienen la función de llevar las argollas, las arras y esparcir pétalos de flores en el camino de la novia. Son elegidos entre los sobrinos, primitos, hijos de amigos cercanos o incluso hijos de la pareja si los tienen.

En la formación de la corte van luego de las damas de honor, exactamente antes de la novia. Pueden ser de solo niños, niñas o mixto. Si eligen parejas es el niño quien lleva los anillos y la niña las flores. Al llegar al altar, los pajecitos son ubicados en asientos propios para su estatura, al lado de los novios.

Nuestra recomendación es que sean mayores de 5 años, no más de 4 niños para poder mantener un cierto orden y asignarles una tarea específica para que sientan que son parte de la celebración y la asuman como algo divertido.

Es importante anunciar a los padres la participación de los niños con unos meses antes y hacer las pruebas de vestuario con no más de 20 días, recordando que en etapa de crecimiento las medidas cambian rápidamente. El costo de los vestidos es, por tradición, asumido por los novios, pero podrían acordarlo con los padres.

El padrino

Visual Box Producciones

Para la gran mayoría de las mujeres, el papá es el hombre más cercano e importante a lo largo de la vida, a parte del que será su esposo. Es por esto que comúnmente es el elegido como padrino. El papá de la novia es un personaje fundamental en la boda de su hija y sobre todo unos momentos antes de la ceremonia. Viaja con la novia en el carro que la lleva a la iglesia y es seguramente el que calmará los nervios con un abrazo, o un apretón de manos cómplice.

Al llegar al lugar, es el encargado de que la novia salga radiante, con el vestido y el velo perfectos y seguramente quien dirá las frases de amor cortas para que ella se sienta radiante tomada de su brazo en el camino al altar en donde el novio y todos los invitados ya estarán esperando.

En la entrada de la ceremonia, la novia y su papá serán los últimos del cortejo nupcial. Empezará a sonar la música y justo cuando empiece la marcha nupcial los dos harán su entrada y él hará entrega de la prometida al que será su compañero de vida.

Qué les parece realizar la propuesta de una manera divertida a sus seres queridos para proponerles un rol en la boda. Podrían enviarle una invitación con algún globo en su interior para que al inflarlo puedan leer, por ejemplo: "¡Nos casamos! y queremos saber si quieres ser nuestra dama de honor". Si siguen esta idea podrán crear un modelo similar a las tarjetas de matrimonio o entregar alguna joya sencilla, un ramo o un video corto donde expresen su petición. Seguro que estarán encantados de formar parte de su cortejo y dedicarles unos consejos y frases de amor para la nueva vida como marido y mujer.