El boutonnier o gallardete como comúnmente se conoce en Colombia, es un adorno que con flores, telas o cintas engalanan la solapa o el bolsillo de la chaqueta del novio, dándole a su traje un toque diferenciador, masculino y muy llamativo. Por lo general se busca que este accesorio haga juego con los colores del vestido de novia, que obedezca a la línea de diseño del traje del novio, este acorde con su personalidad y también combine con el tema de la decoración para matrimonio definido, poniendo una nota glamurosa y muy original. Te presentamos una serie de ideas desde tradicionales hasta más atrevidas, para que luzcas verdaderamente apuesto y estés preparado para disfrutar de todas las frases de amor de tu prometida.

Estilo clásico

Para los novios de corte tradicional, no hay nada mejor que encontrar un boutonnier que exprese sobriedad y glamour. Funcionan muy bien los alfileres de una sola flor, en la que se puede utilizar las mismas que llevará la novia en su ramo o una de las que escogieron para los centros de mesa para boda. Se complementan con un poco de follaje, una hoja verde pequeña, una cinta de raso de seda o simplemente sujetándola al alfiler de oro o plata según el gusto del novio, con un hilo también metálico. Es un accesorio sencillo y muy elegante que iluminará el look nupcial.

Elementos innovadores

Si se quiere poner un toque más vistoso y moderno, el boutonnier puede incluir igualmente flores, complementadas con una cadenita de perlas o brillantes que pueden simular el color de la piedra de la argolla de matrimonio. Un elemento que también le regala sofisticación son las plumas naturales, las más frecuentes son de pavo real por sus bellos colores. Combinadas con un botón de rosa azul oscuro y una cinta verde o dorada obtendrán un alfiler de gran atractivo.

Combinaciones perfectas

Como ya mencionamos, las flores son las protagonistas al momento de decidir el diseño de este accesorio y pueden complementarse con diversos elementos decorativos. Si su espíritu es minimalista pueden simplemente enrollar el tallo con lanas de colores o hilo grueso, si prefieren algo más elaborado pueden integrarlo con una franja de tul, envolverlo en encaje o si el suyo es un matrimonio campestre de ánimo vintage pueden usar materiales como el fique o la tela cruda.

Para los más atrevidos

¿Quieres que tu boutonnier sea realmente distinto y lleno de alegría? Elige lucir un prendedor elaborado en papel, fieltro o tela de colores. Puedes llevarlo en forma de corazón, crear flores en diversos tonos o usar botones en la misma gama de los complementos o accesorios del vestido de novia 2018, que lucirá tu prometida. Las espigas, ramitas de especias y frutos silvestres pequeños son también elementos ideales para lograr un aspecto salido de lo común.

¿Qué tal un broche?

Otra opción hermosa y muy refinada, es reemplazar el ramillete por un broche elaborado en un metal precioso. Por ejemplo, si van a intercambian argollas de matrimonio en plata, puede diseñarse un prendedor en este mismo material con una figura que sea representativa para el novio o la pareja como una nota musical, las iniciales de ambos o su flor favorita.

Nuestra recomendación es que el novio luzca un boutonnier con el que se sienta verdaderamente cómodo y a gusto, teniendo en cuenta el color de la corbata y los tonos que han elegido para todo su motivo nupcial y que conservan desde las tarjetas de matrimonio, combinar elementos y encontrar el estilo harán que camine al altar conservando la felicidad que están compartiendo desde el día de la entrega del anillo de compromiso.