Daniel Arcila Fotografía

Aunque tradicionalmente son las novias las que prestan mayor atención a la moda, los vestidos de fiesta que están en tendencia para incluirlos en el código de vestuario de las tarjetas de matrimonio, los baños de luna y los consejos de belleza preparándose para la boda, cada vez son más los hombres que exploran cuidados especiales para verse y sentirse seguros y muy atractivos este día.

Una de las preocupaciones más comunes es el afeitado y cómo lograr hacerlo a ras sin irritaciones, conservando la piel con un aspecto hidratado, saludable, suave y a punto para recibir los mensajes de amor para esposo que recibirás por parte de tu prometida. Encuentra las recomendaciones para preparar el rostro y los cuidados posteriores para lucir una afeitada inmejorable.

1.Todo un ritual

La primera recomendación para los novios es realizar su afeitada con tiempo y sin afanes. Disponer de mínimo 30 minutos de tranquilidad para poder preparar la piel, rasurarse con sumo cuidado, aplicar productos para después de la afeitada y permitir a la cara que repose y pueda superar alguna molestia o irritación logrando un aspecto perfecto que pueda ser captado por las cámaras al momento de intercambiar sus argollas de matrimonio.

2. Preparación previa

Seguramente, por ser una tarea cotidiana, conocerás la importancia de preparar la piel para la afeitada. Es muy importante comenzar con una rutina de limpieza con agua y jabón suave, sin abrasivos, para retirar polvo, sudor y residuos de cremas o colonia que puedan irritar al paso de la cuchilla. Luego es bueno darse una ducha o aplicar una toalla humedecida con agua caliente que ayude a abrir los poros y aflojar la barba. Tómate tu tiempo, aprovecha estos momentos de relajación para practicar las frases de novios que escribiste para los votos nupciales y consigue un rostro fresco y descansado.

3. Exfoliación

Además de ayudar en la preparación de la piel, la exfoliación es una solución a la molestia de los pelitos encarnados. Esta puede hacerse con un exfoliante cosmético o una preparación casera de jabón líquido y azúcar morena, de manera suave, con movimientos circulares, permitiendo que la piel que cubre el pelito se abra. Luego del masaje exfoliante debe aplicarse una toalla con agua lo más caliente que se aguante, para terminar de abrir el poro. Si el pelito continúa encarnado, debe extraerse con una pinza de depilar, previamente esterilizada con alcohol, luego de retirarlo aplicar aloe vera sobre la zona para desinflamar el poro.

4. Espuma de afeitar

En especial si la afeitada va a realizarse con cuchilla manual, es importante aplicar espuma o crema de afeitar que lubrique el paso de la cuchilla, evite la irritación y ayude a suavizar la piel. Las cuchillas eléctricas o rasuradoras no necesitan del uso de este tipo de productos, por lo que se hace mucho más conveniente una buena preparación de la piel que elimine la fricción.

5. ¿Barba rebelde?

Para los que tienen barba abundante, muy poblada o áspera, lo mejor usar, además del agua caliente, aceites para afeitado o lociones a base de alcohol e hidratantes grasos, con eucalipto o mentol, que ayudan a levantar la barba y a hacer que el paso de la cuchilla se más suave y efectivo. Este truquito te servirá tanto para el día del matrimonio como para disfrutar de un rostro magnífico durante la luna de miel en Cancún o el paradisíaco lugar que hayan elegido.

6. Aplica tónico

Luego de la afeitada, para evitar irritaciones o piquiña y estar impecable al entrar al recinto engalanado con decoración de matrimonio sencillo, debes lavarte con agua fría para cerrar nuevamente los poros y aplicar un tónico refrescante, libre de alcohol o perfumes, con mentol o aloe vera, que reponga la humedad y suavizar la piel.

7. Cuida tu atuendo

Muy importante recordar que el proceso de afeitado debes realizarlo con una camisa distinta a la que lucirás en la boda. Esto para que puedas rasurarte con total comodidad y evite mojar o manchar el traje con el que disfrutarás de tu matrimonio al aire libre o en el salón de fiesta.

Mafla

8. Revisa la cuchilla

Observa tanto las bandas lubricantes, como los bordes y el color de la cuchilla. Si esta tiene abolladuras, se siente desafilada o presenta algún signo de oxidación (aspecto oscuro, sin brillo), debes reemplazarla por una nueva. Recuerda siempre afeitarte en el sentido del crecimiento del pelo para evitar cortaduras o irritación.

9. Y ante imprevistos...

Si por más cuidados y preparación, durante la afeitada sufres una pequeña cortadura detén la sangre y cicatriza rápidamente aplicando hielo para contraer los vasitos y cerrar el poro. Esto suele suceder porque se pasa la cuchilla ejerciendo presión sobre la piel, creyendo que de esta manera se cortará ras, encuentra una que su diseño permita movimientos uniformes sobre el cutis.

ARMO Studios

Con estas recomendaciones, unidas a esas rutinas personales que ya sabes que te funcionan, lograrás un aspecto limpio, suave y muy atractivo, idóneo para vivir un día inolvidable, en el lugar que estará vestido con la decoración de matrimonio elegida por ambos y rodeado de los familiares y amigos, felices de acompañarlos en esta maravillosa etapa.